Las cubiertas de la Catedral de Santiago

Situadas a unos 300 metros de altitud y a unos 30 metros de la praza del Obradoiro, las cubiertas de la Catedral de Santiago ofrecen una panorámica única de Compostela

Las cubiertas de la Catedral de Santiago
Las cubiertas de la Catedral de Santiago // Foto: Concello de Santiago

Uno de esos lugares mágicos que quizá nunca hubieses pensado en visitar son las cubiertas de la Catedral. Sí, como lo oyes. Las cubiertas de la Catedral de Santiago se pueden visitar. Y no es que se puedan, es que es una de las visitas más recomendadas en nuestra ciudad.

Se trata de unas cubiertas escalonadas que se pueden recorrer en su totalidad y nos ofrecen una vista absolutamente única de Compostela. Paseándolas podrás entender las diferentes etapas de construcción del templo. Las cubiertas están a unos 300 metros de altitud, a 30 metros por encima de la praza del Obradoiro. No debes perdérteas ya que ofrecen una visión de la ciudad 360º.

Para acceder a las cubiertas, debes entrar por el Palacio de Gelmírez, una majestuosa obra civil del románico español anexa a la Catedral. Su nombre se lo debe a Diego Gelmírez, el arzobispo que ordenó su construcción. Lo hizo tras la destrucción del primer palacio arzobispal, allá por 1117, fruto de las revueltas populares. El edificio tiene añadidos góticos y renacentistas, una fachada barroca y una magnífica sala de armas . Para llegar hasta las cubiertas, debes subir por las escaleras de su torre.

Si deseas realizar una visita temática a las cubiertas de la Catedral de Santiago, su precio es de 12 € e incluye la visita libre a la colección permanente. La entrada reducida, para estudiantes, parados, jubilados y peregrinos, es de 10 €. Además, la entrada te permitirá también visitar las exposiciones temporales del Palacio de Gelmírez, así como los centros que conforman el proyecto Compostela Sacra.


Deja un comentario